PUBLICIDAD

La exclusividad aumentada del Clase S

La séptima generación del Mercedes Clase S apuesta por una nueva revolución híbrida y tecnológica

El Mercedes-Benz Clase S 2021 llega con una apuesta revolucionaria a nivel tecnológico, funcional u de interacción con el vehículo, unas novedades que ya están disponibles en las motorizaciones convencionales de gasolina y diésel, pero que se reforzarán a lo largo del 2021 con la llegada de una nueva y evolucionada versión híbrida enchufable.

Se trata de una nueva planta motriz híbrida enchufable que dobla las prestaciones de su vertiente eléctrica y al tiempo que optimiza las prestaciones del térmico.

Motor gasolina de última generación

Mercedes-Benz Clase S

La base de este sistema de propulsión es el motor de gasolina y seis cilindros en línea denominado internamente M256, un propulsor de última generación que asegura una potencia de 367 CV a 5.500 y un par de 500 Nm entre las 1.600 y las 4.500 vueltas.

Pero es que este motor viene apoyado por un nuevo sistema de hibridación eléctrica de mayor voltaje equipado con un motor de 110 CV y otros 440 Nm, esta vez disponibles desde parado.

La combinación de ambos propulsores deja la media oficial en 375 CV y 750 Nm, una combinación que permite mejorar la respuesta del Clase S en toda su franja de utilización y sobre todo en el plano eléctrico donde, además se refuerza con un nuevo concepto de batería.

Nuevas tecnologías Mercedes para la batería

Mercedes-Benz Clase S
La versión híbrida enchufable llegará a lo largo del 2021, de momento tendremos las variantes con motorizaciones «clásicas».

Esta batería pertenece a la cuarta generación de pilas desarrolladas por Mercedes-Benz, equipada con un mayor número de celdas con un material específico denominado diter-butil-bismetoxi-benceno (DBBB) que aumenta potencia y vida útil ante las recargas, y una capacidad cifrada en 28, 6 kWh. Esto asegura que este Mercedes-Benz Clase S híbrido enchufable tenga una autonomía 100% eléctrica de 100 kilómetros, prácticamente el doble que anteriores soluciones.

Mercedes-Benz Clase S
La nueva batería está situada más baja y no afecta a la habitabilidad ni al maletero.

Por supuesto, se ha cuidado la capacidad de recarga externa, con un dispositivo de carga de 3,7 kW para la carga doméstica a través de la red de corriente alterna de serie, mientras que también se ofrece un cargador de 11 kW como opción para la carga trifásica con un Wallbox, así como a través de un sistema de carga rápida por corriente continua opcional con un cargador de hasta 60 kW, que permite pasar del 0 al 80% de carga en solo 30 minutos.

Recuperación de energía optimizado

Al margen de la batería, otro aspecto que influye directamente en el aumento de autonomía eléctrica también se debe al nuevo sistema de recuperación de la energía cinética durante la desaceleración o la conducción cuesta abajo, un proceso que ahora se ha mejorado en la interacción con el freno hidráulico para conseguir una recuperación de hasta 120 kW.

Mercedes-Benz Clase S
Prestacionalmente el Clase S está en otra dimensión de confort y efectividad.

Además, el conductor puede decidir aumentar o reducir esta capacidad recuperadores mediante los diferentes menús en los programas de conducción (menos el Sport) gestionables en tres niveles controlados por las levas tras el volante.

Un Clase S aún más exclusivo y tecnológico

Pero la nueva generación del Mercedes-Benz Clase S no se queda con el anuncio de este nuevo motor, sino que nos propone una nueva apuesta tecnológica sin parangón.

 

Mercedes-Benz Clase S
La pantalla central es Oled y tiene una visualización perfecta.

Por ejemplo, estamos hablando de la segunda generación de MBUX (Mercedes-Benz User Experience) equipado con hasta cinco pantallas, algunas de ellas como la central de 12,8 equipadas con tecnología Oled de excelente visualización y la del cuadro de mandos con 12,3 pulgadas con visualización 3d y un auténtico efecto de profundidad basado en el seguimiento de la mirada Eye-Tracking.

MBUX integral

Las pantallas traseras opcionales también incluirán el sistema MBUX y se permitirán gestionar cualquier función del vehículo (previa autorización del conductor) además de reconocer mediante comando de voz desde que asiento del vehículo se quiere activar su funcionamiento.

Mercedes-Benz Clase S
El MBUX podrá ser integral para las cinco pantallas disponibles para el Clase S.

Destacable también es el Head-up-Display de formato panorámico y con contenidos de realidad aumentada y que proyecta la información sobre le parabrisas como si se colocara una pantalla de 75 pulgadas de alta resolución a unos 10 metros del vehículo. Os aseguramos que el resultado es espectacular por la visualización y la naturalidad que asegura en la conducción.

dirección a las cuatro ruedas activa

Mercedes-Benz Clase S
La dirección a las cuatro ruedas podrá ser opcional.

La dirección para el eje trasero será opcional, pero es otro de los elementos que llegan en el Clase S para aumentar su eficacia y manejabilidad en el tráfico urbano. Con esta opción el ángulo de orientación de las ruedas del eje trasero en parado puede ser de hasta diez grados en el sentido de las delanteras lo que reduce en dos metros el diámetro de giro total. también existe la posibilidad de equipar en el paquete Performance una dirección trasera opuesta a las delanteras de hasta 4,5 grados para aumentar el dinamismo y paso por curva.

Mercedes-Benz Clase S
Mercedes ha desarrollado un nuevo sistema de airbags frontales traseros más seguro .

Otra de las novedades técnicas del Clase S es la incorporación de un airbag frontal para las plazas traseras, una solución que hasta la fecha no se había podido desarrollar por lo complicado de discriminar el tipo de pasajero que viajaba en esas plazas (niño, adulto, sillitas) y el riesgo que suponía al desplegarse.  Ahora Mercedes ha desarrollado un airbag que despliega una estructura en forma de arco que abraza a cualquier tipo de pasajero, pero con una parte central (no inflable pirotécnicamente) que es la encargada de retener al ocupante en su desplazamiento frontal.

Tecnología de futuro para todos los Mercedes

Como vemos unas tecnologías que de momento solo están disponibles en el buque insignia de Mercedes, pero que, como ya ha pasado en otras ocasiones, siempre acaban aplicándose a la mayoría de las gamas inferiores.

Aun así, si quieres disfrutar de todas estas revolucionarias tecnologías del Mercedes-Benz Clase S, que sepas que de momento está disponible en dos carrocerías, la de chasis normal y el largo o limusina en sus versiones diésel S350d y S350d 4Matic de 286 CV, S400d 4Matic de 330 CV y en gasolina con el S500 de 435 CV a unos precios que van desde los 108.000 euros a los 141.750 euros.

La variante híbrida enchufable, probablemente bajo la denominación S580e, llegará a lo largo del próximo año.

Mercedes-Benz Clase S

 

Deja un comentario