McLaren le da la razón a Palou

Publicado el

Contenido

El campeón de la IndyCar rompió su acuerdo con la escudería de Woking porque veía difícil debutar en Fórmula 1 con los británicos. La renovación de Piastri hasta 2026 deja claro que la decisión del piloto español fue la acertada

Si el fichaje de Palou como piloto probador de McLaren fue un lío de los gordos, la ruptura de su acuerdo no fue para menos. El 12 de agosto se confirmó la noticia que Àlex rompía el acuerdo al que había llegado con los británicos de cara a 2024 y también dejaba su agencia de representación Monaco Increase Management. La noticia fue un shock para la escudería británica pero vistos los últimos movimientos de los de Woking, con la renovación de Oscar Piastri hasta 2026, no debe ser tanta sorpresa. 

El recién bicampeón de la IndyCar Series lo dijo por activa y por pasiva que su objetivo no era otro que llegar a la F1 en algún momento. Ser piloto probador de McLaren era una oportunidad de oro. Prueba de ello fue cuando debutó en unos entrenamientos libres en el GP de Estados Unidos de 2022. Sin embargo, la llegada de Piastri con todo el juicio con Alpine le cerraba la puerta al catalán como piloto titular al lado de Norris. 

Así pues tocaba remar de nuevo en Estados Unidos para demostrar su valía como piloto. Y la campaña de Palou en la Indy es sencillamente imposible de que pase desapercibida. Después de casi dos décadas sin que nadie lo lograra, el de Barcelona consiguió proclamarse campeón del mundo a falta de una carrera para cerrar el año. Y logró también la pole en las 500 millas de Indianápolis y ganó en cinco carreras más. Un año que hacía tiempo que no se veía. 

Alex Palou, bicampeón

Aun así, la llamada de un equipo de la F1 no llegaba y menos aún de McLaren, que con dos pilotos jóvenes como Norris y Piastri, tienen cuerda para rato. Entonces la opción de seguir haciendo historia en Estados Unidos cobraba mucho más sentido.

McLaren tiene su justificación

Podríamos pensar que McLaren está cometiendo un error de los gordos al dejar escapar un diamante como es Palou que tan solo tiene 26 años. Sin embargo, la verdad es que la dupla de pilotos que han formado con Lando Norris y Oscar Piastri es de las más potentes de toda la parrilla de la F1 y la que más proyección tiene de cara el futuro. Norris cumple los 24 años el próximo noviembre mientras que el rookie australiano solo tiene 22. Por lo tanto, su futuro es brillante. 

Y en términos de rendimiento ambos funcionan a la perfección de momento. Norris firmó un contrato multianual con los de Woking que lo liga al equipo mínimo hasta 2025. Lleva cinco años en el equipo y desde la marcha de Sainz a Ferrari es la punta de lanza del proyecto sin duda alguna. Aunque se le resista el triunfo, el británico suma cuatro segundos puestos en las últimas siete carreras.

McLaren suma doblete en Japón

Y puede que no esté al nivel de Norris pero el año de rookie de Piastri es prometedor. Al inicio le costó arrancar pero desde Silverstone el rendimiento del joven australiano es muy ilusionante. En Japón logró su primer podio y además ya lleva dos primeras líneas en clasificación en lo que va de año. Lleva siete carreras entrando en los puntos, cinco de las últimas siete citas del calendario, y es noveno en la general con 57 puntos. Además, después de todo el lío judicial que hubo con Alpine para hacerse con sus servicios, es normal que sea una apuesta a largo plazo.

¿Otras opciones para Palou en F1?

Nunca se sabe si puede abrirse otra puerta en el Gran Circo pero la verdad es que el piloto de Chip Ganassi ahora mismo no está apadrinado por ninguna escudería de F1 y esto complica mucho las cosas. El propio Palou admite que hacer historia en USA es algo que le motiva y que no se ve en ningún otro lado ahora mismo.

Palou, listo para una nueva temporada en la Indy

Para acabar de hacerlo más complicado, pilotos muy jóvenes como Lawson, que ya ha demostrado su categoría sustituyendo a Ricciardo, o Mick Schumacher, reserva de Mercedes, parten con ventaja en la carrera por hacerse con un hueco. Así que complicado, aunque cosas más raras se han visto ya.

Sobre el autor

Oriol Muñoz Morera

Y además te puede interesar...