El equipo de Nico Rosberg logra su segundo título de Extreme E en una temporada de sabor español

Publicado el

Contenido

Extreme E sigue siendo coto reservado de los equipos propiedad de pilotos campeones del Mundo de Fórmula 1 con Mercedes. La temporada inaugural del certamen fue para los pilotos de Rosberg X Racing, mientras que en 2022 los campeones fueron Sébastien Loeb y Cristina Gutiérrez, pilotos del equipo X44 de Lewis Hamilton. En 2023, en un año lleno de cambios en la serie eléctrica, el campeonato ha vuelto a ser de los pilotos de Nico Rosberg. Johan Kristofferson y Mikaela Ahlin-Kottulinsky se han llevado el título en un agónico final.

Apretado desenlace en el que mucho ha tenido que ver el equipo de Carlos Sainz. La estructura española, con Laia Sanz y Mattias Ekström como pareja de pilotos, ha peleado hasta el último instante por llevarse un título que finalmente se ha esfumado con la mala suerte de trasfondo. Buen año de Cristina Gutiérrez con Frasser McConnell como nuevo compañero y primer podio de Christine GZ en Extreme E, en una temporada con claro sabor español.

Las pilotos españolas son protagonistas

El equipo de Sainz arrancaba su tercera temporada en Extreme E con un importante cambio. El ‘Matador’ abandonaba el rol de piloto para ponerse al frente del equipo, por lo que Laia Sanz pasaba a estar acompañada por Mattias Ekström, piloto oficial de Audi al igual que el propio Sainz. Y lo cierto es que la pareja hispano-sueca no podía arrancar con mejor pie tras lograr un segundo puesto y una victoria en el Desert X-Prix.

Pese al cambio de formato, con dos carreras finales por fin de semana, desde la cita disputada en Arabia Saudí quedaba patente que la lucha por el título podía ser cosa de tres estructuras. El equipo de Carlos Sainz con Laia Sanz como capitana general, el equipo Rosberg X Racing con la consolidada pareja de pilotos formada por Johan Kristofferson y Mikaela Ahlin-Kottulinsky y el equipo Veloce Racing con la siempre interesante dupla formada por Kevin Hansen y Molly Taylor.

Extreme E
Cristina Gutiérrez no ha podido defender el título logrado en 2022, pero ha dejado destellos de talento y velocidad.

Sin embargo, a ninguno de estos tres equipos les iba especialmente bien en el Hydro X-Prix, cita de nueva cuña que se disputada en Esconia. En un terreno embarrado y antagónico a la arena del desierto de Arabia Saudí, las cosas no le iban tan bien a los teóricos favoritos, algo que aprovechaba Cristina Gutiérrez para lograr su primer triunfo con el jamaicano Frasser McConnell en la primera final del fin de semana. En esa carrera, Cristine GZ subía al podio con Timo Scheider antes de ser sustituida por la americana Lia Block.

Máxima regularidad

Laia Sanz y Mattias Ekström conseguían encontrar una fase de alta regularidad en su pilotaje. La pareja del equipo de Carlos Sainz lograba dos segundos puestos en la primera edición del Island X-Prix, además de llevarse la victoria en la primera final del segundo X-Prix disputado en Cerdeña. Bien es cierto que sus grandes rivales por el título respondían con igual autoridad, ya que Johan Kristoffersson y Mikaela Ahlin-Kottulinsky conseguían un doblete en la primera cita en la isla mediterránea.

Pese a que la segunda jornada del segundo Island X-Prix no era tan favorable para los intereses del equipo de Carlos Sainz Sainz, de nuevo el automovilismo español volvía a brillar. Con una gran actuación individual, Cristina Gutiérrez empujaba al equipo X44 hasta su segundo triunfo del año, siempre respaldada por un Fraser McConnell que ha tenido un final de año bastante positivo. También CUPRA reclamaba su dosis de protagonismo con un doble podio de Klara Andersson junto a Sébastien Loeb, de vuelta en el campeonato para las dos citas disputadas en Cerdeña.

Extreme E
El equipo de Carlos Sainz, con Laia Sanz como piloto femenina, se ha quedado a las puertas del título.

Los resultados del segundo Island X-Prix dejaban a Laia Sanz y Mattias Ekström con una estrecha ventaja sobre los pilotos del Rosberg X Racing al frente de la clasificación de Extreme E con el Copper X-Prix por disputarse. La cita en suelo chileno se convertía en decisiva y para desgracia de Carlos Sainz y de Laia Sanz, el desenlace final no era satisfactorio para los intereses de la formación española y de la piloto catalana.

Desagradable final

Pese a los esfuerzos de Laia Sanz y Mattias Ekström por frenar el empuje de sus rivales, la primera jornada del Copper X-Prix se saldaba con victoria de Kristoffersson y Ahlin-Kottulinsky por delante de los pilotos de Carlos Sainz. Por detrás, Cristina Gutiérrez volvía a sumar otro podio con Fraser McConnell, resultado que iban a repetir en la última final del año. Escenario en el que se daba el desastroso desenlace para Laia Sanz cuando tenían al alcance el título.

Al comenzar la última jornada con seis puntos de desventaja, Sanz y Ekström tenían que ganar o terminar segundos y esperar que los pilotos del Rosberg X Racing no pudieran pasar de la cuarta posición. Cuando parecía que tenían al alcance esta combinación de resultados, la bieleta de la dirección trasera del Odyssey 21 de Laia Sanz se rompía, lo que al final derivaba en un aparatoso accidente con el que el título era para Johan Kristoffersson y Mikaela Ahlin-Kottulinsky.

Desagradable final que Laia no dejaba de lamentar asegurando que «es duro perder el campeonato así porque lo hemos intentado todo, pero no ha bastado». Con todo y a pesar de este cruel desenlace, hay que poner en valor que el Sainz XE Team ha terminado la temporada como subcampeones, con sus dos primeras victorias en Extreme E y cuatro segundos puestos, podios a los que hay que sumar los logrados por Cristina Gutiérrez (X44), Cristine GZ (Carl Cox Motorsport) y el equipo Abt CUPRA que permiten hablar de un campeonato con claro sabor español pese a que el título voló en última instancia.

En clave de futuro

El cierre de la tercera temporada de Extreme E dibuja un futuro lleno de incertidumbre para los representantes españoles. Tras firmar su mejor temporada en la serie eléctrica, Sainz XE Team sobre el papel buscará el título que se le ha escapado en este 2023, veremos si con Laia Sanz de nuevo como piloto femenina. Lo que está claro es que el equipo de Carlos Sainz ha sentado las bases para ser una de las estructuras de referencia el próximo año.

También queda en duda qué pasara con Cristina Gutiérrez. La burgalesa será parte importante del programa de desarrollo del T1+ de Dacia para el Dakar y no está claro si podrá compaginar este papel con su participación en Extreme E. Por último, lo que sí es seguro es que CUPRA no va a continuar en Extreme E en 2024 de la mano de Abt para centrarse en el vínculo que mantiene con el propio equipo alemán en la Fórmula E.

Sobre el autor

Fernando Sancho Gadea

Sanitario de vocación, redactor casi por ‘accidente’. Apasionado del mundo del motor, sobre todo si huele a competición. Comencé siguiendo la Fórmula 1 desde pequeño y acabé disfrutando de la esencia de muchas otras categorías, hasta tal punto de hacerlas mías. He tenido la suerte de cubrir en directo Grandes Premios de Fórmula 1 y de MotoGP, rallies del WRC y pruebas del WTCC, del DTM y del WEC. Este mismo año he podido debutar en las 24 Horas de Le Mans, por lo que mi único sueño por cumplir es poder informar de un Dakar en directo, desde el desierto.
Y además te puede interesar...